TU COLCHÓN COMO NUEVO

7
480

El colchón en el que dormimos es tan importante sobre nuestro descanso como sobre nuestro día a día, ya que un cuerpo descansado trabaja recomendable que un cuerpo que no ha dormido bien y arrastra el cansancio y el mal humor. Por eso en esta ocasión te traemos un método casero y sencillo para dejar tu colchón como nuevo.

Si realizas la limpieza del colchón cada cierto tiempo siguiendo los consejos que te vamos a dar, podrás asegurarte una cama libre de suciedad y gérmenes, que a la larga va a impactar positivamente en tu salud.

Lo ideal es realizar una limpieza superficial del colchón por lo menos una vez a la semana, y cada 6 meses optar por la limpieza profunda.

Además de cambiar regularmente las sábanas -lo ideal sería que la cambies cada tercer día- debes aspirar la superficie del colchón una vez a la semana. Esto te ayudará a remover el polvo para evitar que se acumule, lo que a su vez te facilita la limpieza profunda y evita la proliferación de ácaros.

Para aprovechar recomendable esta limpieza semanal, aplica sobre el colchón un poco de bicarbonato de sodio, restriega la superficie con un cepillo suave y para terminar pasa la aspiradora. Con este método eliminas los malos olores y los ácaros del colchón.

Como ya mencioné la limpieza profunda del colchón se debe realizar por lo menos cada 6 meses. Este es el tiempo que debes aprovechar para rotar tu colchón. De esta manera se desgasta de manera uniforme, evitando los desniveles. Puedes optar por colocar la parte superior en la inferior o voltear el colchón.

  • Comienza por aspirar el colchón (puedes utilizar el bicarbonato de sodio como paso opcional), luego haz una espuma limpiadora mezclando 1 cucharada de detergente para lavar ropa en 1 litro de agua fría. Prosana batir muy bien para crear suficiente espuma.
  • Con una esponja suave toma un poco de la espuma y haz movimientos circulares sobre el colchón, enfocándote en las zonas donde haya manchas. Si son manchas difíciles de quitar, utiliza jabón para tapicerías.
  • Luego de limpiar, deja que el colchón se seque, te puedes ayudar con un secador de cabello o exponiéndolo al aire libre. Para terminar pasa una vez más la aspiradora.
  • Para mantener por mucho más tiempo el colchón limpio, lo ideal es que le coloques un protector. Esto te facilita el trabajo, ya que se encarga de recoger la suciedad y luego solo tendrás que lavar el cobertor. Asimismo, si tienes el espacio suficiente, puedes ventilar el colchón durante un día para eliminar la humedad acumulada por el sudor.

Para eliminar olores del colchón existen varios métodos en función del tipo de olor:

  • TABACO: Para eliminar el olor a tabaco es necesario que espolvorearemos el colchón con bicarbonato de sodio, lo dejaremos reposar durante toda una noche, y al día siguiente le pasaremos la aspiradora para retirar el bicarbonato.
  • ORINA: Para eliminar el olor a orina mezclaremos medio litro de agua con medio litro de vinagre blanco destilado, pondremos la solución en una botella de espray vacía y rociaremos todo el colchón con esta mezcla. Dejaremos secar el colchón completamente. De esta manera conseguirá quitar el olor inicial que tanto le molestaba. El colchón tendrá un ligero olor a vinagre, que desaparecerá en un par de días.
  • SANGRE: te recomendamos limpiarlo con agua oxigenada. Rocía la mancha, deja que actúe durante un momento y límpialo con un paño limpio y seco. Si la sangre está seca, quizá no desaparezca por completo, pero verás como disminuye la mancha.

Atención: No uses la vaporetta porque la humedad produce hongos que se van extendiendo por todo el colchón y sólo se pueden eliminar comprando un colchón nuevo.

Si la mancha se ha infiltrado en el interior del colchón puede que sea necesario sustituirlo por uno nuevo, ya que las bacterias pueden continuar creciendo en el interior del relleno y provocarte alergias y otras cosas. Por razones de salud, en este caso concreto, te aconsejamos comprar un colchón nuevo.

Te dejamos también una serie de consejos para alargar la vida de tus colchones:

  • Para prolongar la vida de un colchón, se le debe dar la vuelta y girarlo de abajo a arriba, cada seis meses.
  • Para evitar las manchas, y mantener el colchón limpio y fresco durante más tiempo, cambia las sábanas a menudo y aspira el colchón regularmente.
  • Antes de la limpieza, comprueba siempre las etiquetas del fabricante en el colchón, en ellas puedes encontrar consejos adicionales para una recomendable limpieza. Asegúrate de seguir todas las advertencias y precauciones que hay en la etiqueta para evitar daños en el colchón.
  • Utiliza un protector de colchones, para ayudar a protegerlo, es más fácil lavar el protector en la lavadora, que limpiar una mancha directamente en el colchón.
  • Siempre limpie la mancha tan pronto como sea posible, para facilitar la limpieza de la mancha y para evitar que penetre en el relleno del colchón.

7 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here